¿Redes sociales = ventas?

¿Redes sociales = ventas?

Ya lo he dicho alguna vez, en esto no hay verdades absolutas ni respuestas cerradas. ¿Sirven las redes sociales para vender?, la respuesta es tan sencilla y, a la vez, tan ambigua como: y No.

Para dar con la respuesta más cercana a esta pregunta, sin embargo, podemos reformular la cuestión. Si me preguntas: ¿tienen sentido las redes sociales si lo que quiero es vender mucho y ahora mismo? Entonces la respuesta será, rotundamente, no.

Ahora soy yo la que pregunto. Cuando estás en el tren, o vuelves del trabajo, enciendes tu móvil, tablet o ordenador, y abres tus redes sociales, ¿qué andas buscando? Generalmente la respuesta es simple: entretenerme y desconectar del trabajo. ¿Te has dado cuenta?, ¡no ha aparecido 'comprar' en la respuesta!

Los usuarios, en su mayoría, consumen redes sociales como un medio de entretenimiento, de ocio... Un espacio donde encuentran cosas que les hacen reír o les emocionan o les informan. Nadie (o casi nadie) se conecta a Facebook con la idea de comprar algo, aunque esto no quiere decir que la venta no pueda cruzarse en su paseo por la red social y acabe por producirse.

Sea como sea, el caso es que nuestros clientes potenciales están en Facebook en busca de contenidos que les muevan algo dentro. En ese contexto, ¿cuál debería ser el objetivo de la marca en redes sociales? Para mí está claro, ofrecer contenidos que muevan algo dentro del público objetivo.

¡Pero ofrecer contenidos no es vender!, dirás. Y estás en lo cierto, pero, ¿es vender enseñar tu producto? ¡Tampoco!

No te asustes, no digo que no puedas mostrar tu producto en Facebook, que no puedas invitar a tus seguidores a comprar, que no debas poner ni una publicación con un tono comercial... ¡No digo eso! Lo que intento explicar es que si tu marca está en redes sociales tiene que ser para algo más que para eso.

No nos engañemos, está claro que toda empresa tiene como objetivo último vender. Pero, ¿por cuántos pasos pasa vender? Vender es generar confianza, es conectar con el cliente potencial, es moverlo a la acción... Vender pasa por todas esas acciones y es precisamente en esas que las redes sociales toman importancia.

3 claves para vender, sin vender, en redes sociales.

  1. Muestra tu producto, ¡pero no satures! Combina contenidos que hablen de ti con otros que hablen del mundo, de los sentimientos, de lo que pasa... Da igual de qué, el kit de la cuestión está en encontrar contenidos que tengan alguna relación con tu actividad pero que no sean 'yo, yo, yo y otra vez yo'.
  2. Sé cercano. Lo que dices y cómo lo dices en redes sociales formará parte de la imagen que das como marca y como empresa. Utiliza un tono que conecte con tus seguidores y muestra, siempre, tu mejor versión.
  3. Ofrece promociones especiales a tus seguidores, muéveles a la acción, prémialos por estar ahí.

No hay comentarios

Agregar comentario